El turismo europeo aplaude la llegada del pasaporte sanitario

La presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, ha presentado la propuesta final para el «pase verde digital» de la Unión Europea.


El pase será gratuito, bilingüe en la lengua del Estado miembro emisor y en inglés, seguro, no discriminatorio y disponible en formato digital o en papel, ambos con códigos QR, según von der Leyen.

Para facilitar la «circulación segura y libre» dentro del bloque, este ‘pasaporte verde’ constará en realidad de tres certificados diferentes:

  • Certificados de vacunación, en los que constará la marca de la vacuna utilizada, los datos y el lugar de inoculación y el número de dosis administradas.
  • Certificados de pruebas negativas (ya sea una prueba NAAT/RT-PCR o una prueba rápida de antígenos). Las autopruebas quedarán excluidas por el momento.
  • Certificados médicos de personas que se hayan recuperado de COVID-19 en los últimos 180 días.

La UE está trabajando actualmente en un programa informático de verificación para garantizar que el planteamiento sea homogéneo en todos los Estados miembros.

Además de los miembros de la UE, el sistema se está abriendo a socios no comunitarios como Islandia, Liechtenstein, Noruega y Suiza.

La alianza del Manifiesto Europeo del Turismo, un grupo de más de 60 organizaciones públicas y privadas de viajes y turismo y la voz del sector en Europa, ha acogido con satisfacción la propuesta de la Comisión Europea de introducir un certificado común, interoperable y mutuamente reconocido.

Aun así, el sector europeo de los viajes y el turismo considera que esta iniciativa no será suficiente por sí sola. La alianza reitera la necesidad urgente de desarrollar una hoja de ruta concreta de la UE, siguiendo un enfoque basado en los datos para identificar las condiciones y los escenarios en los que las actuales restricciones a los viajes podrían flexibilizarse y levantarse de forma coordinada en toda la UE y fuera de ella.

Por su parte Gloria Guevara, presidenta y consejera delegada del WTTC, considera que ‘la introducción del nuevo certificado para viajar podría hacer que los Estados miembros recibieran a los viajeros con una prueba de vacunación, una prueba negativa o una prueba de anticuerpos positiva, a tiempo para el ajetreado periodo estival. Esto supondría un impulso significativo y muy necesario para las economías y salvaría millones de puestos de trabajo’.

‘El Certificado Digital Verde propuesto, junto con la mejora de las medidas sanitarias y de higiene y el uso obligatorio de mascarillas, proporcionará la tranquilidad que los consumidores necesitan para reservar sus viajes y garantizar la vuelta a la seguridad en los viajes internacionales’, asegura Guevara.

smarttravel.news

Volver al boletín

Artículos relacionados

Deja un comentario