¿Cómo se ve Barcelona desde 125 metros de altura?

La Torre Glòries inaugurará su mirador el próximo 20 de mayo, el atalaya urbano más alto de la ciudad que permite contemplarla en 360 grados.


Y de repente a Barcelona le entró la fiebre por los miradores. La ciudad está rodeada de colinas como la de Collserola y Montjuïc, con pequeños picos en su radio como el Turó de la Rovira o el parque del Putxet; y hace pocas semanas se presentó el atalaya urbano de Torre Urquinaona, a 70 metros de altura.

Pues el 20 de mayo se inaugurará un nuevo mirador, el más alto entre los edificios de la ciudad: el de la Torre de Glòries.

El nuevo símbolo de Barcelona

Este edificio, diseñado por Jean Nouvel y Fermín Vázquez como sede corporativa de Aguas de Barcelona, fue una de las obras que impulsó la transformación urbanística de parte del antiguo barrio obrero de Poblenou en el distrito tecnológico y de arte 22@; ahora sembrado de rascacielos de vidrio y acero y centenarias fábricas rehabilitadas.

El rascacielos se ha convertido en el nuevo símbolo de la ciudad. Foto Mirador Torre Glòries

La compañía Agbar vendió la torre en 2017 por 142 millones de euros a Merlin Properties, y su cúpula –concebida como espacio privado para la dirección de la empresa- había quedado sin un uso definido.

Pues ahora se transforma en un mirador abierto al público, que permitirá obtener espectaculares vistas de la ciudad, del Mediterráneo y de las sierras que lo rodean a 360 grados; gracias a estar ubicado a 125 metros de altura y sin obstáculos a su alrededor.

Mucho más que un mirador

La idea de sus promotores es que no sea solo un mirador para ver la ciudad a los pies, realizar los selfies de rigor y nada más.

Así será la sección ‘Hipermirador Barcelona’. Foto Mirador Torre Glòries

El objetivo del nuevo Mirador Torre Glòries es que sea un espacio que unifique la cultura con el ocio y la tecnología, indicaron sus promotores

Uno de los espacios que contará el lugar es el Hipermirador Barcelona, donde la unión entre arte, tecnología, divulgación científica y big data presentan a la ciudad como un organismo vivo, en constante evolución.

Arte en las alturas

En la planta 30 se podrán obtener las vistas de la trama urbana, donde habrá una instalación permanente del artista argentino Tomás Saraceno.

Vista de la obra de arte de Tomás Saraceno. Foto Mirador Torre Glòries

Se trata de la obra de arte llamada Cloud Cities, presentada como “multisensorial y transitable”, una creación suspendida en la cúpula que invita a reflexionar sobre las ciudades y su interconexión con los elementos que la conforman.

Alianza con Mediapro

Desde que Merlin Propierties adquirió la torre hace cinco años encargó a Mediapro Exhibitions (cuya sede está a un tiro de piedra de la Torre Glòries) que creara una propuesta expositiva en la cima de este edificio, que sirva para reinterpretar el concepto de mirador.

Hay alternativas para contemplar la ciudad de noche. Foto Mirador Torre Glòries

Otra empresa de ese grupo de medios, Mediapro Espais, es la encargada de gestionar este nuevo espacio cultural y de ocio.

Diferentes tipos de entrada

Las entradas para el mirador ya están a la venta en su web, y su precio es desde los 15 euros, tarifa que incluye el servicio de audioguía en seis idiomas y conexión wifi gratuita.

También hay experiencias premium como las vistas al amanecer, las del atardecer para grupos privados, las visitas guiadas a la obra de Saraceno o las que de la mano de un arquitecto detallan la historia y característica de la Torre Glòries.

Juan Pedro Chuet-Missé

Tendenciashoy

Volver al boletín

Artículos relacionados

Deja un comentario