Cinco miradores para disfrutar de un atardecer de postal en Ourense

¿Quieres tomar una fotografía en un atardecer idílico en la provincia? Xunqueira, Manzaneda o la Ribeira Sacra ofrecen algunos de ellos


La provincia ofrece numerosos miradores y espacios naturales desde los que disfrutar de panorámicas y atardeceres de postal. Las diferentes comarcas ourensanas guardan espacios para visitar y en los que desconectar viendo cómo se apaga la luz del día. Estos son algunos de los espacios desde los que disfrutar de un atardecer diferente en territorio ourensano: 

Xunqueira de Espadanedo

Xunqueira de Espadanedo sumó dos nuevos miradores en los últimos meses. En poco tiempo se han convertido en una de las paradas obligatorias en el concello, tanto para vecinos como para turistas. Los de Val do Medo y Campo do Eirado son dos espacios ideales para disfrutar de un atardecer diferente. Además, ambos lugares cuentan con sorprendentes infraestructuras que han convertido a sendos miradores en el nuevo lugar para aquellos que quieren compartir una imagen diferente en sus redes sociales.

Cortegada

El mirador de Coto da Pena, en Cortegada (I.D.).

En la comarca de O Ribeiro, a orillas del Miño, se encuentra uno de los miradores que ofrece una perspectiva diferente del Miño. Una instalación desde la que, tras un breve paseo a orillas del río, se puede disfrutar del atardecer con tranquilidad.

A Franqueirán (Ribadavia)

El columpio de A Franqueirán, en la parte alta de Ribadavia, ofrece unas preciosas vistas del Miño con un banco desde el que disfrutar de un precioso atardecer. Ofrece una panorámica diferente de la comarca de O Ribeiro y un lugar en el que pararse para desconectar y también para lograr esa fotografía de postal con el Miño de fondo.

Bambán do Solpor

En plena Ribeira Sacra se encuentra uno de los miradores más compartidos para “posturear” de atardecer en las redes sociales. El bambán de O Solpor, en las inmediaciones del campo de fútbol de A Tella. Este columpio turístico de la provincia promovido por Móvete por Nogueira se ha convertido desde su instalación en todo un éxito entre vecinos y turistas. Es una de las paradas casi obligatorias en una ruta por la Ribeira Sacra para lograr una preciosa instantánea.

Manzaneda

Manzaneda sumó este año tres miradores en los que disfrutar de un idílico atardecer en las alturas y en plena naturaleza. Uno de ellos en Cabeza grande para disfrutar del paisaje de la alta montaña. A mayores, en A Coutada hay otro mirador de 360 grados para observar todo el municipio mientras la luz del día se va apagando. Sin duda, espacios naturales para coger pilas en una jornada de primavera o verano.

Iván Dacal

La Región

Volver al boletín

Artículos relacionados

Deja un comentario