Inglaterra exigirá un test negativo de COVID-19 a todos los viajeros

Los pasajeros deberán haberse realizado la prueba hasta 72 horas antes de abandonar el país en el que se encuentren


El secretario de Transporte del Reino Unido, Grant Shapps, ha anunciado este viernes que Inglaterra exigirá a todas las personas que deseen ingresar en su territorio un test negativo de COVID-19.

De esta forma, todos los viajeros, incluidos los nacionales, que lleguen en barco, avión o tren a Inglaterra, deberán haberse realizado hasta 72 horas antes de abandonar el país en el que se encuentren.

Según el Gobierno británico, la decisión pretende proteger al país de las nuevas cepas de coronavirus que han aparecido en Sudáfrica y Dinamarca y, en general, a los cambios observados en la transmisión del virus a nivel nacional y en todo el mundo.

“Las pruebas previas a la salida protegerán los viajes y proporcionarán una capa adicional de seguridad contra los casos importados de coronavirus además del autoaislamiento obligatorio de diez días para los pasajeros que lleguen, lo que ayudará a identificar a las personas que pueden ser infecciosas y evitará que viajen a Inglaterra”, han explicado en un comunicado.

El Ejecutivo británico considera que una prueba negativa previa a la salida reduce el riesgo de infección. Además, los nacionales de países que no estén en la lista de corredores seguros deben aislarse durante diez días, independientemente del resultado de la prueba, lo cual, “brinda una protección más sólida frente a quienes viajan desde países de alto riesgo”.

Multas de más de 500 euros

Las fuerzas de seguridad del Reino Unido llevarán a cabo controles a la llegada de los viajeros para garantizar que poseen el resultado negativo de la prueba y un formulario de localización que también será requerido. Los pasajeros que no sigan estas reglas están sujetos a una multa de 555 euros.

Asimismo, Shapps ha manifestado que habrá un número limitado de exenciones a esta medida, entre las que se incluyen los transportistas, los niños menores de 11 años, las tripulaciones y los viajeros que procedan de países que no disponen de la infraestructura necesaria para realizar las pruebas.

agenttravel.es

Artículos relacionados

Deja un comentario