El mercado de los viajes de lujo: preparándonos para la recuperación

Las ganas de viajar de este perfil de cliente se mantienen intactas


En medio del maremágnum de predicciones, todo hace indicar que el mercado de lujo será uno de los primeros en recuperarse, pues las ganas de viajar de este perfil de cliente se mantienen intactas, como estamos comprobando esta semana en ILTM Cannes, la feria internacional más importante del sector de lujo, y en la que hemos vuelto a participar para trasladar nuestra confianza en este mercado, estratégico para nosotros, a través de nuestras marcas Gran Meliá, Paradisus y ME by Meliá.

Las tendencias muestran cambios en el consumo de viajero de lujo. Por un lado, observamos el predominio de los viajes domésticos (staycation) y de corto radio en los próximos años, así como una mayor preferencia por destinos apartados de la masificación de las grandes urbes y las experiencias de viaje relacionadas con el bienestar y un estilo de vida saludable. Esta reconexión con la naturaleza ha dado también un mayor reconocimiento a las marcas que apuestan por atributos sostenibles, ya que la pandemia ha hecho aflorar una nueva conciencia social y medioambiental entre los consumidores. Por otro lado, la preocupación por la seguridad y la salud han hecho también que la privacidad se convierta en la máxima prioridad para este tipo de cliente, dispuesto a pagar más por servicios privados y productos como las villas de hotel, donde el contacto social entre huéspedes se reduce a cero.

Como comprobamos cada año en ILTM, el mercado de lujo es altamente competitivo, pero nuestras marcas están hoy en una posición imbatible para captar las nuevas oportunidades de este sector. Nuestra experiencia en el segmento vacacional, en el que somos líderes mundiales, nos otorga una ventaja para responder a estas nuevas demandas del cliente de lujo, gracias a nuestra extraordinaria colección de hoteles premium en plena naturaleza y parajes exóticos, con amplios espacios al aire libre, con una magnífica oferta wellness y actividades auténticas, enriquecedoras e integradas en el destino, siempre bajo un entorno de seguridad, que hemos reforzado gracias a nuestro programa Stay Safe with Meliá.

En los últimos cinco años, nuestra cartera de hoteles de lujo ha crecido un 45%, una cifra que pone de relieve nuestra apuesta por este mercado. Si hace unas semanas inaugurábamos el hotel Gran Meliá Chengdu, aprovechando la recuperación del mercado interno para fortalecer nuestro posicionamiento en China, hoy mismo estamos celebrando el debut de ME Dubai, uno de los hoteles más esperados de 2020, diseñado por Zaha Hadid, y en solo unos días volveremos a abrir las puertas de Gran Meliá Iguazú, un recodo de exclusividad en una de las siete maravillas del mundo.

Por supuesto, en el futuro seguiremos abriendo hoteles emblemáticos en los principales destinos del mundo para aumentar el valor y el reconocimiento internacional de nuestras marcas. Ejemplos de ello son el próximo Paradisus Playa Mujeres, en México, o el nuevo Gran Meliá que esta semana hemos anunciado, junto al Duomo de Milán.

Quiero aprovechar para felicitar a todo mi equipo que ha dedicado un gran esfuerzo para presentar nuestras marcas premium en ILTM, por noveno año consecutivo y esta vez en un entorno más complejo, con una feria que se ha celebrado en formato híbrido, pero que una vez más deja de manifiesto nuestra capacidad de adaptación y, sobre todo, nuestra ilusión por liderar la recuperación, también en el segmento de lujo.

Preferente

Volver al boletín

Related Posts

Deja un comentario