Segunda pista y nueva torre de control del aeropuerto de Lima operarán a partir de 2023

Como un avance importante en la postergada ampliación de la infraestructura del principal aeropuerto de la capital peruana, Lima Airport Partners (LAP) informa que las obras civiles de la segunda pista y la nueva torre de control del aeropuerto Jorge Chávez se encuentran finalizadas. Ahora, se está a la espera de instalación de los respectivos equipamientos con miras a la puesta en servicio para enero de 2023.


Después de años de espera, la puesta en funcionamiento de la segunda pista permitirá ampliar la capacidad del aeropuerto y reducir las esperas en las salidas de las aeronaves que en los últimos años provoca una serie de ineficiencias en las operaciones aéreas. Cuando entre en funcionamiento, Lima será el primer aeropuerto del Perú en disponer dos pistas habilitadas para despegue y aterrizaje simultáneo de aeronaves.

“Tanto la nueva torre de control, como la segunda pista de aterrizaje que conforman el proyecto de ampliación del primer terminal aéreo del país, ya se encuentran concluidas al 100% en sus obras civiles”, señalan desde LAP, sociedad concesionaria que administra el aeropuerto de Lima.

El balizamiento e instalación de equipamientos para la segunda pista (16R-34L, por su orientación magnética) y la nueva torre de control están a cargo de la Corporación Peruana de Aeropuertos y Aviación Comercial (CORPAC). Para tal propósito, la entidad estatal está comprando los equipos correspondientes con el fin de garantizar la seguridad y continuidad de las operaciones aéreas.

La disposición de una nueva pista de aterrizaje paralela es un asunto pendiente que se arrastra por años. La razón está en la demora en la entrega de los terrenos por parte del Gobierno del Perú. El anuncio de su puesta en servicio constituye una buena noticia, ya que en el futuro impedirá la suspensión de operaciones por trabajos de mantenimiento o por emergencias aéreas como ocurre en la actualidad.

Cierre de la pista actual

Por trabajos de mantenimiento periódico, el aeropuerto Jorge Chávez de Lima suspende todas las operaciones aéreas desde el 29 de agosto hasta el 29 de octubre en el intervalo comprendido entre las 02:00 y 05:00 horas. Para tal propósito, la Dirección General de Aeronáutica Civil (DGAC) informa a las líneas aéreas como a otros operadores que no podrán realizar vuelos en ese bloque horario. La medida afecta al 3% de las operaciones regulares al día.

Por su parte, LAP señala que las obras son parte del plan anual de mantenimiento preventivo de la pista por lo que asegura que informa oportunamente a las líneas aéreas del cierre. Al respecto, aclara que cualquier afección hacia los usuarios (pasajeros, principalmente) debe ser resuelta por cada compañía aérea.

Las obras a realizar corresponden a la remoción de caucho, medición de coeficiente de fricción, repintado de la señalización horizontal en el área de movimiento y tratamiento a las áreas no pavimentadas. Todos los trabajos buscan cumplir con la normativa vigente y de acuerdo con el calendario de DGAC.
Avances en 12% en la nueva terminal única

LAP espera terminar las obras de construcción de la terminal 2 del aeropuerto Jorge Chávez en 2025. Actualmente, las obras que se llevan a cabo al frente de la terminal actual tienen un avance del 12%. Cuando esté inaugurada tendrá un área de 180.000 metros cuadrados (m2) con una capacidad para atender a 37 millones pasajeros por año.

Después de presentar un plan para operar dos terminales, el actual y uno nuevo más pequeño, el Ministerio de Transportes y Comunicaciones (MTC) decide que LAP debe operar sólo un nuevo terminal.

La nueva infraestructura debe comenzar a operar a partir de enero de 2025. La decisión no calma las críticas del sector aéreo y turístico del Perú quienes critican el acta de acuerdo entre el MTC y LAP. En ese sentido, exhortan a la autoridad a asegurar que se cumpla el compromiso de construir un único gran terminal de pasajeros.

Para las entidades gremiales acta de acuerdo pone en peligro el cumplimiento del contrato de concesión al otorgar facultades al concesionario no contempladas originalmente, modifica artículos y obligaciones, y cambia los lineamientos para la entrega de obras y establece una nueva fecha de entrega del próximo plan maestro de desarrollo del aeropuerto, entre otros aspectos. Uno de los temores del sector es que LAP pueda insistir con la idea de operar dos terminales.

Según consigna el diario peruano Gestión (14/08/2022), Matthias Zieschang, CFO de Fraport, accionista de LAP, califica de “extraña” la decisión de construir un solo terminal y no aceptar la propuesta de la concesión como parte de una modificación del diseño.

Desde LAP precisan que luego de 2025 existen planes de desarrollo para el crecimiento futuro del gran aeropuerto que tendrá Lima con dos pistas de aterrizaje, una torre de control y un solo terminal. “El aeropuerto seguirá creciendo en dimensiones e infraestructura para atender las necesidades de más pasajeros”, enfatizan.

En el 2025, también se complementará la “Ciudad Aeropuerto” con áreas comerciales, que albergarán en una primera etapa: un hotel de 4 estrellas, un edificio de oficinas y estacionamientos, una edificación aeroportuaria que complementa la actividad del terminal de pasajeros, así como almacenes aduaneros, centro de transferencias y una planta de combustible. Además, se tienen proyectos futuros para la construcción de un centro logístico para la operación de carga.
aero-naves.com

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *