Proyectando el Turismo: Andorra un poco más cerca

En otras ocasiones he escrito acerca de Andorra en esta columna. El pequeño principado, enclavado en el Pirineo, es uno de los destinos más solicitados para deportes de inverno. Tanto así que es uno de los países más visitados por turistas rusos y buena parte de la señalización en los hoteles está escrita en este idioma.


Es por ello que Andorra busca dejar de ser el único país del mundo sin una infraestructura aeronáutica nacional. En otros pequeños estados europeos como Liechtenstein, Mónaco o San Marino, tienen algún helipuerto dentro de su territorio, o incluso un aeródromo en el último de estos tres casos. No obstante, todos ellos disponen de un aeropuerto internacional a menos de 20 kilómetros de distancia.

No es el caso de Andorra, donde si sus habitantes quieren salir volando a algún destino internacional, tienen que desplazarse 200 kilómetros hasta Barcelona o similar distancia hasta el aeropuerto de Tolouse. La misma dificultad encuentran quienes desean visitar al pequeño país de los Pirineos, los turistas tienen que hacerse antes un par de horas de carretera.

Con la inauguración del renovado Aeropuerto de La Seu d’Urgell, ubicado en territorio español y a pocos minutos de la frontera, se esperaba que Andorra tuviese por fin su aeropuerto, pero la realidad es que el tamaño de la pista no permite el aterrizaje de grandes aviones, y tampoco es fácil ampliarla. Además, retrasos en instalaciones básicas como un GPS, obliga a que los pocos que se han aventurado a montar alguna ruta aérea, se encuentren con que las naves son desviadas a Lleida-Alguaire o incluso al aeropuerto de Reus, a mas de 4 horas por tierra de Andorra, en cuanto las condiciones meteorológicas varían un poco.

Este invierno 2021/22, la línea aérea Air Nostrum opera la ruta entre el aeropuerto Andorra – La Seu d’Urgell y el de Adolfo Suárez Madrid-Barajas.

Actualmente Air Nostrum ofrece dos vuelos semanales (ida y vuelta) entre el aeropuerto Adolfo Suárez Madrid-Barajas (MAD) y el de Andorra – La Seu d’Urgell (LEU). Los viernes hay un vuelo a las 14:30 en sentido MAD-LEU y otro en sentido LEU-MAD a las 16:50. Los domingos los vuelos en sentido MAD-LEU salen a las 14:30, mientras que en sentido LEU-MAD lo hacen a las 16:50.

Aeropuerto de la Seu d’Urgell, a 20 min. de la frontera con Andorra.

Hay un servicio regular de autobuses gratuito que conecta el aeropuerto con Andorra y que se coordina con los horarios de salida y de llegada de los vuelos de Air Nostrum. Salen de la Estación Nacional de Autobuses de Andorra la Vella en dirección al aeropuerto a las 14:00. La vuelta a la estación está programada 20 minutos después de la llegada del vuelo. El trayecto dura una hora.

Hace unos pocos años, un grupo liderado por la cámara de comercio de Andorra, contrató a Navblue para que hiciese un estudio con miras a construir un aeropuerto dentro del territorio de Andorra. Esta compañía tiene su sede en Tolouse, ya que pertenece al gigante europeo Airbus, donde tiene en la ciudad francesa sus principales plantas de producción y diseño.

Para el estudio se destinaron 100.000 euros, aportados por la Cámara de Comercio de Andorra, y se emplazó a la empresa a que hiciera el estudio en unos terrenos situados a casi 2.000 metros de altura, donde hay una gran recta en la que parece factible que aterricen A319 (modelo acortado del A320, con una capacidad de 124 a 156 pasajeros pero también con un alcance de 7.200 km., como su hermano mayor), A320NEO y A321NEO-LR.

El objetivo es lograr construir una pista de unos 2 kilómetros de longitud, con la intención de poder operar no solo rutas continentales, sino también transoceánicas, además de poder trasladar más rápidamente a los turistas que en invierno llegan en vuelos charter.

Sin embargo esta propuesta parece haberse descartado, aunque  periódicamente vuelve a retomarse o se plantean otras áreas dentro del montañoso país para llevar a cabo el desarrollo del tan ansiado aeropuerto, mientras tanto Andorra seguirá conectada por vía aérea con el resto del mundo a través del aeropuerto de la Seu d’Urgell y los dos vuelos semanales a Madrid.

Alberto Aristeguieta

Volver al boletín

Artículos relacionados

Deja un comentario