Todos a Bordo: Reciclaje de Barcos …Una realidad

En estos días ha estado rodando información acerca de varios barcos que  han sido retirados de sus flotas, para ser enviados a Turquía con la finalidad de ser convertidos en chatarra.


Estos barcos algunos pertenecientes al gran consorcio  de Carnival Corporation y otros de la línea Pullmantur se trata de los barcos más antiguos de la flota, que para ser remodelados requeriría de una inversión muy grande y poco rentable. Con esta alternativa las empresas pudieran recuperar una gran cantidad de dinero, ya que en estas operaciones todo se recupera, hasta las luces, chalecos y botes salvavidas.

En este puerto de Aliaga, una ciudad del Mar Egeo, hay un astillero donde se espera recuperar casi un millón de toneladas de chatarra. Los barcos de cruceros obsoletos han sido enviados a ese destino. Entre los barcos ya enviados se encuentran seis de la flota del grupo Carnival Cruises, que han estado en servicio por más de 20 años, como fueron el Carnival Imagination, Carnival Inspiration, y Carnival Fantasy, entre otros.

Una de las filiales de Carnival, Costa Cruceros, tomó la decisición que el Costa Victoria, botado hace 23 años, fuese vendido al Grupo San Giorgio del Porto, para que fuese utilizado como hotel flotante para los trabajadores de los astilleros en Italia ó Francia, ó ser desarmado en caso de que no encuentre comprador.

Otra decisión fué por parte de la compañía española Pullmantur, la cual se declaró en bancarrota, y tiene 3 barcos, el Horizon construído en el 1990, el Monarch construído en el 1991, y el Sovereign del año 1998, estos barcos también fueron enviados para ser desmantelados.

Estos astilleros anteriormente se dedicaban al desguace de cargueros y portacontenedores, sin embargo con el tema de la pandemia debido al Covid-19, todo cambió. Los altos costos de mantenimiento, los cuales son mayores conforme la nave es más antigua, unida a la reducción del volumen de negocios en las líneas de crucero, y con las embarcaciones con varias décadas de vida, obligó a que muchos de estos enormes barcos fueran  desincorporados antes de tiempo, y seguidamente desmantelados.

Esta situación la veo como un oportunidad de que todo no está perdido, y así poder sacarle provecho a una situación totalmente atípica y única en la industria de los cruceros… nadie se hubiera imaginado que la actividad de los cruceros estuviera paralizada por siete meses.

Ahora toca esperar por parte del Gobierno americano a través del CDC (Center of Disease Control) que autorize los protocolos de seguridad que han desarrollado los dos grandes consorcios como son Norwegian Cruise Line Holding y Royal Caribbean, a través del Healthy Panel, a fin puedan reactivarse las operaciones muy pronto en los Estados Unidos de América, y luego al resto del mundo.

Existen muchísimos cruceristas esperando poder hacer su sueño realidad y volver a navegar hacia los destinos deseados, y por parte de la industria estamos preparados para reanudar actividades, con todas las medidas de bioseguridad exigidas por las autoridades competentes.

María Elena Franceschi
TOP CRUISES
Representantes de Norwegian Cruise Line para Venezuela.
www.top.cruises.com

Volver al boletín

Related Posts

Deja un comentario