Air France presenta sus nuevas cabinas Economy y Premium Economy en vuelos de Larga Distancia

La aerolínea quiere ofrecer una nueva experiencia de viaje a bordo de sus quince Airbus A330

La compañía Air France presentó la semana pasada en la feria del turismo IFTM Top Resa en París, sus nuevas cabinas Economy (turista) y Premium Economy (turista superior), con las que quiere ofrecer una nueva experiencia de viaje a bordo de sus quince Airbus A330, que se renovarán a partir de enero de 2019.

Asimismo, los clientes descubrirán de forma progresiva una nueva combinación de colores, y productos y servicios adicionales para mejorar la experiencia de viaje en todos los vuelos de larga distancia de la aerolínea.

Anne Rigail, directora general adjunta del Servicio al Cliente de Air France explica que “con una inversión adicional de 150 millones de euros en las cabinas de nuestros A330, este es un gran paso en nuestra estrategia global de mejora de gama, una estrategia que se ha gestado desde 2014 y que hará que nuestros quince Airbus A330 estén equipados a partir de 2019”.

Economy: confort para todos

El nuevo asiento Economy ha evolucionado para ofrecer un mayor confort con más espacio entre los reposabrazos; espuma de los asientos ergonómica y reforzada y respaldo reclinable a 118 grados, 79 centímetros de espacio para las piernas, una bandeja más grande y una pantalla táctil HD 16:9 de última generación y más amplia, de 11,7 pulgadas.

El asiento Economy permite utilizar los dispositivos electrónicos durante el vuelo con una conexión USB y dispone de un enchufe individual. Finalmente, los clientes pueden seguir conectados con wifi durante el vuelo y disfrutar de una amplia gama de entretenimiento con unos auriculares que estarán disponibles en cada asiento nada más llegar a bordo del avión.

Más servicios en Premiun Economy

Por otro lado, en la cabina Premiun Economy impera la privacidad y la elegancia. Cuenta con un asiento de 43 centímetros, reclinable 130 grados con una estructura fija, un espacio entre las filas de 102 centímetros; respaldo lumbar adaptado a diferentes morfologías y una pantalla HD de última generación de 13,3 pulgadas.

A bordo de todos sus aviones de larga distancia, Air France también ofrece a sus clientes momentos de relajación con una almohada roja de plumas y una manta de color azul oscuro. También está disponible un neceser de confort que se renueva cada seis meses.

Entre la relajación y las delicias gourmet, los clientes pueden disfrutar de Wi-Fi a bordo, de un enchufe y de dos puertos USB individuales, así como de una amplia selección de entretenimiento.

Pequeños detalles

Por otro lado, Air France ofrece a sus clientes detalles aún más especiales. Nada más llegar a bordo, se recibe a los clientes con un oshibori (pequeña toalla de manos) para que se refresquen. En la hora del aperitivo, la tripulación de cabina ofrece a los clientes champán en una copa completamente rediseñada.

Durante el vuelo, se sirve la comida en una nueva colección de vajilla en color perlado con un fondo negro y de diseño ecológico, realizada en colaboración con el diseñador ibicenco Eugeni Quitllet.

En vuelos que duren entre 8,5 y 10,5 horas, se ofrece a los clientes, como segunda comida, una bolsa de desayuno ‘Bon Appétit’ que contiene deliciosos tentempiés para llevar o para tomar a bordo. A la llegada, los clientes recibirán un caramelo de estilo francés, como un pequeño gesto de agradecimiento por haber volado con la compañía.

Fuente: agenttravel.es

Artículos relacionados

Deja un comentario