¿Por qué falla la infraestructura informática en las aerolíneas?

Rodrigo Anaya

El pasado 27 de mayo, British Airways se convirtió en el último operador aéreo en sufrir un descalabro informático que se plasmó en una oleada de cancelaciones de vuelos. Este tipo de problema lo han registrado varias líneas aéreas y hasta ahora no hay un claro patrón que lo explique.

De acuerdo al portal de noticias especializado en aviación Aerotime.aero (link is external), los problemas pueden ser encausados por la misma naturaleza falible de los sistemas computacionales, debido a que los flujos de operaciones complejas pueden influir en dichas fallas endémicas.

Otra explicación sugiere que la infraestructura computacional de las aerolíneas es vieja y no se renueva con frecuencia porque implica grandes inversiones para las compañías.

Por ejemplo, el sistema de reservación y registro de la aerolínea estadounidense, Delta Air Lines, tiene 35 años de antigüedad, tendría un costo elevado el poder trasladar la información de los sistemas en uso a uno nuevo por la incompatibilidad de formatos electrónicos.

El pasado fin de semana, la infraestructura computacional de British Airways en los aeropuertos de Gatwick y Heathrow colapsó, según sus voceros, debido a un fallo eléctrico que incluso dañó sus sistemas de respaldo. Esto provocó la interrupción de la totalidad de sus operaciones aéreas el sábado, y la cancelación de cerca de 800 vuelos y 75 mil pasajeros varados entre sábado y domingo.

En los últimos 12 meses, Delta, Lufthansa, Air France, American Airlines, United y otros proveedores de servicios aéreos han tenido incidentes similares, pero hasta ahora no se han podido identificar indicios que den explicación a estos sucesos.

Tanto las aerolíneas como los aeropuertos suelen ser discretos con las fallas de sus sistemas computacionales y a menudo informan que se deben a problemas con sus sistemas eléctricos.

Este es un tema complejo y no se sabe con exactitud cómo es que lidiará cada aerolínea con la renovación de sus sistemas computacionales.

Al momento, Delta y American Airlines anunciaron que renovarán su infraestructura electrónica. Por su parte, Southwest Airlines ya invirtió más de 500 millones de dólares para mejorar su plataforma de reservas, la cual había estado vigente por más de 30 años. Esta renovación tecnológica permitirá a estas compañías optimizar sus procesos de venta y reducir las pérdidas económicas.

Fuente: a21.com.mx

Volver al boletín

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *