Se incorporará además la conexión vía a Ezeiza desde destinos de Brasil, Europa y Estados Unidos. Durante el fin de semana largo se movilizaron 1,9 millones de personas, que gastaron $3000 millones.

A partir del 2 de septiembre se restablecerá el vuelo entre El Calafate y San Carlos de Bariloche. Al día siguiente, Córdoba y El Calafate volverán a estar conectadas con un vuelo directo, según le informaron fuentes de la aerolínea de bandera a Ahora Calafate.

Exponen que éstas son las rutas aéreas que tanto el Municipio como el Ente Mixto de Turismo intentaron mantener activas durante el invierno, inclusive ofreciendo un aporte económico. Sin embargo, no se pudo conseguir debido a la alta cotización que pasó Aerolíneas Argentinas.

La ruta a Bariloche comenzará a operar con cuatro vuelos semanales (domingo, lunes, viernes y sábado), para luego de algunas semanas aumentar a una frecuencia diaria.

También se incrementará el vuelo a Córdoba, aunque comenzará el 3 de septiembre con dos frecuencias semanales (miércoles y sábados).

Otras de las noticias esperadas era el restablecimiento la frecuencia a Ezeiza que combine directamente con vuelos internacionales procedentes principalmente de Brasil, pero también de ciudades de Europa y de Estados Unidos. En total habrá 28 vuelos semanales entre Buenos Aires y El Calafate, de los cuales dos semanales son a Ezeiza (desde el 30 de agosto). Vale mencionar que la oferta de vuelos de Aerolíneas Argentinas en septiembre se completa con tres frecuencias semanales El Calafate-Ushuaia (martes, jueves y sábados).

Movimiento del finde

Desde la CAME informaron que entre el viernes 16 y el lunes 19 feriado del paso a la Inmortalidad del General San Martín, movilizó a 1.960.000 turistas y excursionistas por la Argentina, que gastaron en forma directa $3001 millones en las ciudades que forman parte del circuito turístico nacional.

En total se movilizaron 700 mil turistas, 4,8% más que en el mismo fin de semana largo del año pasado. Con un dispendio diario de $1434 cada uno y una estadía media de 2,3 días, se desembolsaron $2308 millones en forma directa, 53,6% más que en 2018.

Completaron el fin de semana 1.260.000 excursionistas, que se desplazaron de una ciudad a otra a pasar el día. Con un gasto promedio de $550 per cápita, se estima que consumieron por $693 millones en forma directa. A esto hay que agregar el efecto multiplicador que luego se genera, en algunos casos automáticamente y en otros, con algún rezago.

Hubo mucho viaje intrafamiliar para visitar vínculos o compartir festejos por el Día del Niño.

Se sucedieron algunas tormentas que provocaron reprogramaciones de vuelos y afectaron destinos, pero el turista esperó y viajó.

La semana previa comenzó con alta incertidumbre por la volatilidad de los mercados. Pero ya sobre el miércoles el sector comenzó a recibir las reservas y confirmaciones para completar un buen fin de semana largo.

El turismo extranjero continuó siendo un elemento fundamental para empujar el sector. Favorecidos por el tipo de cambio, se notó una mayor frecuencia que lo habitual. Junto con ello se confirmó esta semana que en arribos foráneos, la Argentina tuvo el mejor semestre de la historia, con un total de 3,7 millones de ingresos por todas las vías, y un crecimiento interanual del 9,7%.

Los destinos más elegidos fueron Córdoba, Bariloche, Entre Ríos, Mendoza, Misiones, Salta, y provincia de Buenos Aires. Pero en general todos los centros turísticos recibieron público, especialmente la Patagonia con muchos visitantes internacionales. 

tiemposur.com.ar